martes, 28 de noviembre de 2006

Diez tesis sobre el PPD y la ética pública

"Déjenme, ante todo, agradecer al Partido por la Democracia, y a su Presidente, la invitación para intervenir en este Consejo y darles a conocer mis opiniones sobre la ética y la política, un tema que hoy día, sin ninguna duda, merece ser reflexionado atendidos los hechos de corrupción, las infracciones a la ley y las disputas en que se han visto involucrados militantes de diversos partidos de la Concertación y que agobian el ánimo de todos quienes se interesan por los asuntos públicos o participan directamente de ellos.

A fin de favorecer la discusión en torno al problema del que ahora debemos ocuparnos, voy a expresar mi punto de vista en la forma de diez tesis más o menos breves acerca de la relación entre ética y política en Chile.

Cada una de estas tesis intenta dar una respuesta a la siguiente pregunta: ¿por qué, a pesar que sabemos cómo debemos comportarnos en política, no somos capaces de hacerlo? ¿Por qué, a pesar que conocemos las reglas del buen comportamiento, no somos capaces de estar a la altura?

Mi primera tesis es que la política en Chile siempre ha sido clientelística, como lo prueba la vieja existencia de los "political brokers" y la práctica de entregar facultades extraordinarias a los presidentes electos.

Existe abundante evidencia a favor de esta primera tesis; pero creo que para darle plausibilidad basta que cite dos que se encuentran suficientemente acreditadas en la literatura."









Por Carlos Peña González.

Clik

6 comentarios:

Marisol Garcia dijo...

Gracias por esa "desclasificación". Para no perder la peña-tradición, lo leeré el domingo.

Anónimo dijo...

callampa

Anónimo dijo...

P.P.D
M.P.D: Girardi

Anónimo dijo...

cagó la concertasion, cagaron los
buenos. Si los milicos robaron,
porque nosotros no. PPD nadie
les cree nada.

democrata dijo...

Chao PPD. Nunca más voto por
ustedes. Ladrones, hocicones.

nadie dijo...

Peña y el PPD me producen hoy, excatamente lo mismo. Arribismo creo que le dicen a esta cuestión. Yo creo que es la ansiedad por ser poderosos y pertenecer al grupo de los dueños de chile, es triste, pero así no más me pasa.

Te dejo un abrazo cienfuegos,