miércoles, 6 de febrero de 2008

Ian McEwan y Sábado

A principios de marzo del 2007 comencé a leer Sábado y lo terminé hace cosa de tres semanas. Partí unas cuatro veces, porque el comienzo está muy bien escrito, en lo técnico (es una clase de estilo) y en ritmo, en tema, en planteamiento, etc. El viaje de un día de duración es tan intenso y cargado de matices que resulta difícil de olvidar cuando uno ha cerrado el libro. Es muy elegante la forma de plantear el debate actual sobre la guerra de Irak, con la sombra planeando desde la madrugada de un avión como los del 11-S. La familia es un personaje más en este cuadro, y su dibujo es sólido y lúcido. Creo que es un valor hablar del ahora en la forma en que lo hace Mc Ewan. Un crítico se preguntaba ¿a quién le puede interesar el presente? Bueno, a los que no lo entendemos del todo, por ejemplo. La pregunta puede ser invertida: ¿qué otra cosa salvo el presente, nuestro presente, nos interesa? Creo que en Sábado, más allá de las referencias a objetos, lugares y situaciones está el dibujo de un sociedad complacida consigo misma, pero con miedos y la muerte siempre a la vuelta de la esquina.
No había leído nada de él y con un libro ya estoy convertido en un fan.
Por acá está Mc Ewan comentando su libro y en el video de abajo aparece entrevistado en el Book Show.

No hay comentarios.: